plm_iot

Está claro que el proceso de fabricación de productos no es sencillo y no se trata de un solo equipo de ingenieros que diseña y fabrica un producto, el proceso, o deberíamos decir procesos, de fabricación son llevados a cabo por grupos especializados dentro de la empresa. Eso sí, estos equipos deben trabajar de forma conjunta y coordinada para asegurar el éxito y la mayor eficiencia posible en la fabricación.

Tradicionalmente, los departamentos de diseño, fabricación y mantenimiento han trabajado de forma bastante independiente, por eso es crucial encontrar la forma de establecer un hilo de comunicación entre los departamentos ya que, el trabajo de uno depende del de los otros. Hoy en día, esta comunicación se ha visto potenciada gracias a la digitalización de los procesos que hace que esta sea más fluida, la digitalización y las nuevas tecnologías no tan solo han facilitado la comunicación a nivel personal, también lo han hecho a nivel empresarial. Pero si este llamado “Hilo Digital” de comunicación que sigue todo el proceso de fabricación de los productos, es el canal de  comunicación entre departamentos, entonces ¿dónde está toda la información?

La base de toda esta información, su contenedor, es la “Bill of Materials” o BOM y el “Hilo Digital” es la forma de acceder a ella y mantenerla actualizada. La “Bill of Materials” al final es como una mezcla entre una lista de la compra y una receta para fabricar el producto, en ella se listan los materiales y partes necesarias, ya sean de un proveedor o estén en el almacén, y los pasos necesarios para la fabricación del producto. Todo está definido a detalle contando con una gran cantidad de información como los dibujos CAD originales o la descripción de los procesos de suministro, por lo tanto, la efectividad de la comunicación entre departamentos a través del “Hilo Digital” depende a su vez de la calidad de la información contenida en la “Bill of Materials”. Una información a la cual es mucho más fácil acceder gracias a la digitalización debido a su cantidad y disparidad de formatos.

En conclusión, la digitalización de los procesos de fabricación facilita enormemente la comunicación entre los distintos departamentos implicados convirtiéndola en procesos más eficientes, pero de poco sirve si no se cuenta con una buena base de información.

¡Suscríbete a nuestra newsletter!

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.